Nuevo articulo de nuestra amiga Sara Guerra, en la cual refleja una preocupación que todos los sudamericanos deberiamos compartir, respecto a la soberada decisión asumidad por el pueblo norteamericano, para muchos Venezolanos no es sino la promesa del inicio de la una pesadilla aún mas larga, por la reconocida complicidad implicita en la aplicacion de las politicas democratas que se traducen en retroceso frente a los problemas de las democracias foraneas en tanto puedan seguir haciendo negocios.

Obama quiere dialogar los HCF y eso es un ejercicio inutil, por que HCF no dialoga, es una máquina para oprimir y masacrar y para el la intención de dialogar es un compas adicional para orpmir nuestro pueblo.

F González
________

Por SaraGuerra

Nuestra principal preocupación como colombianos en las presidenciales de los Estados Unidos es esencialmente el respaldo en las luchas que se libramos actualmente y que se verían seriamente afectadas en la sostenibilidad económica y logística, que presumimos se acortará en el gobierno del demócrata Obama.

Por la conformación geopolítica actual, nos sabemos rodeados de vecinos que no “entienden” nuestras preocupaciones e intereses. Pero y si ahora quedamos completamente solos en Suramérica? Y si tal vez lo estamos hace mucho?

Nosotros vivimos expuestos y sufrimos más violencia que el resto de suramericanos porque hay desde las entrañas de la sociedad, grupos de terror que nos han amedrentado por décadas. Pero siempre contaremos con los vecinos para esta lucha cuando somos nosotros los directos responsables y perjudicados?

Más allá del soporte gringo que seguramente se mantendrá (con algunos recortes y redireccionamiento de recursos) sabemos que los Estados Unidos ya no se comprometerán como antes, y ad portas de la entrega del poder de Uribe, a menos que algo extraordinario ocurra, se le dará un respiro a los reductos de las Farc. Para lo que ya su canciller, Piedad Córdoba, anuncia a los cuatro vientos su mediación.

Mi reflexión se encamina a que más allá del apoyo que brinden o no los Estados Unidos u otro Estado, la lucha que libramos en Colombia contra el terrorismo y la delincuencia, es una lucha nuestra y así debemos asumirla. Si fuera posible con estructura y recurso propios, como en el fondo siempre ha sido y como en realidad nos corresponde.

Esta lucha no es sólo de Uribe o de los militares, debemos tornarla un objetivo cardinal y de nación, sentar éste momento histórico como punto de no retorno, como mencionó antes el Presidente, no es suficiente sólo de celebrar los triunfos del ejército, aportemos conciencia, porque aún nos esperan tiempos difíciles.

Mientras se sigue combatiendo en las montañas, hay pequeños círculos civiles que desde tienen una clara función desestabilizadora, y que venden en el exterior una imagen caótica del Estado que prende las alarmas en la comunidad internacional. Diariamente circula por la red una carga abrumadora de mensajes incitando la inconformidad, promoviendo desconfianza en una institución específica: El gobierno.

Nos quedaremos callados? Impasibles? No entiendo de dónde tanta soberbia de una insolente minoría que no acostumbra a dar la cara, que con seudónimos y panfletos pretende intimidar y enseñarnos la ética que nunca conocieron, cuando para actuar se cobijan en la innoble penumbra. Presumen de moral y de buen gobierno sin estar preparados para dar un debate ante universitarios sino que bajo la capucha y los alias quieren hacernos retroceder de nuestro respeto a la institucionalidad y las leyes.

Nunca antes se vio tanta saña en desdibujar con patrañas la ardua labor de alguien. Jamás los vimos con tanta angustia y desespero intentando desequilibrar a un gobierno o a una persona en particular como han intentado desde hace mucho con Álvaro Uribe Vélez.

Mentira tras mentira, publicación de comentarios sesgados, noticias parciales de algunos bloggers al servicio de intereses oscuros que tratan de encriptar una imagen distorsionada de Colombia en la mente de los extranjeros y los mismos nacionales incautos como si éste fuera un país de aquellos donde apresan sin motivos a los que ejercen la oposición.

Aquí señores, la oposición se queja de un Estado terrorista, pero son curiosamente ellos los que andan escoltados, entran y salen del Congreso, viajan por el mundo y hasta con narco-terroristas declarados cruzan cartas y mails sin que nadie les diga nada. Obviamente yo no atribuyo tendencia ideológica a su conducta, sino a un instinto superior de disolución y decadencia que pervive en mentes enfermas, huérfanas de poder y reconocimiento.

Como ciudadana hablo y por ello propongo que socialicemos y asumamos esto: Sí respetamos al gobierno y las fuerzas militares, no obstante reconocer falencias que de toda institución se predican y que conforme al mismo Estado de Derecho que tenemos se investigan, juzgan y condenan. Expresemos pues, repudio masivo y vehemente a todos aquellos que en absurdo delirio quieren hacernos ver ante el mundo como cautivos de un régimen de terror que sólo existe en sus cabezas y en sus deformadas lecturas.

Esperemos y luchemos por el apoyo internacional, pero si los ciudadanos no asumimos nuestro compromiso histórico, seremos tomados por las próximas generaciones como cómplices mudos de un resurgimiento de terrorismo en Colombia. Esta responsabilidad no es de Barack Obama ni de nuestros vecinos. Aceptemos que en 2010 habrá nuevas elecciones y que sí es viable extirpar los generadores del terror en nuestro país. Apoyemos la lucha frontal contra el delito provenga de donde provenga, cooperemos en nuestro país al restablecimiento de la paz y hagamos el esfuerzo mental de percibir la cohesión que en realidad tenemos, de vernos como cuerpo, como nación, en pos de la superación de las barreras de delincuencia y de pobreza, con miras a un posicionamiento que sí esta a nuestro Al alcance en este momento histórico.

Anuncios

.org/Events/Contests/HPV/Participating_Universities_4.cfm

ARLINGTON, VA — El senador John McCain hizo hoy las siguientes declaraciones sobre Venezuela y la expulsión del embajador Duddy por el gobierno venezolano:
“Estoy sumamente decepcionado por la decisión del gobierno venezolano de expulsar al embajador estadounidense Duddy. Esta escalada en conflictos diplomáticos, precedida por la expulsión del embajador estadounidense de Bolivia, nuevamente nos recuerda que existen peligrosas tendencias en nuestro propio hemisferio.

“El régimen autoritario del Presidente de Venezuela, Hugo Chávez, reprime a su pueblo y está intentando comprar apoyo en Bolivia y en otros países. La amenaza que representa Chávez se extiende más allá de sus fronteras. Se le acusa, con argumentos convincentes, de ayudar a terroristas que procuran desestabilizar a Colombia, un país democrático vecino. Oficiales de alto rango del Ejército y de los servicios de inteligencia de Venezuela han sido acusados de apoyar actividades narcoterroristas. Bombarderos estratégicos rusos han aterrizado recientemente en Venezuela. Se han anunciado ejercicios navales conjuntos entre Rusia y Venezuela. Rusia le ha proporcionado a Chávez más de 100,000 rifles de asalto AK-47, con una planta para fabricar más. La escalada armamentista de Venezuela, que según informes incluye helicópteros de combate proporcionados por los rusos, aviones bombarderos avanzados SU-30 y otros sistemas de armamento, no se justifica con ninguna amenaza externa realista.

“La continua dependencia de Estados Unidos de las importaciones de petróleo extranjero proveniente de países como Venezuela demuestra la necesidad de expandir nuestras propias fuentes internas de energía. El senador Obama se opone a este paso crucial para disminuir nuestra dependencia de petróleo importado de dictadores como Hugo Chávez, en momentos en que Chávez está amenazando con cancelar todas las exportaciones de petróleo a Estados Unidos.
“He trabajado con los aliados de Estados Unidos a fin de fortalecer nuestras relaciones en esta importante región, con la cual tantos ciudadanos estadounidenses tienen vínculos económicos, familiares y culturales. Y he procurado aislar y debilitar las fuerzas que amenazan la libertad y prosperidad en América Latina.

Por el contrario, el senador Obama hace un llamado a reunirse directa e incondicionalmente con uno de los peores tiranos de la región. Como el senador Obama nunca ha visitado América Latina, en lugar de enfocarse en fortalecer los vínculos con los amigos y aliados de Estados Unidos, ha prometido que se sentará con los dictadores de Venezuela y Cuba durante el primer año de su presidencia. Una acción así afectaría a nuestros aliados democráticos y envalentonaría a los dictadores anti-estadounidenses. Estados Unidos y nuestros aliados en toda América Latina, no pueden darse el lujo del unilateralismo propuesto por el senador Obama, que premia a Hugo Chávez y su peligroso despotismo”.

________________

STATEMENT BY JOHN MCCAIN ON VENEZUELA
For Immediate Release Contact:
Press Office Friday, September 12, 2008 703-650-5550

ARLINGTON, VA — Today, U.S. Senator John McCain delivered the following statement on Venezuela and Ambassador Duddy’s expulsion by the Venezuelan government:
“I am deeply disappointed by the decision of Venezuela ‘s government to expel U.S. Ambassador Duddy. This diplomatic escalation, which follows Bolivia ‘s expulsion of the American ambassador there, reminds us anew of the dangerous trends in our own hemisphere.

“Venezuelan President Hugo Chavez’s authoritarian regime represses its people and is attempting to buy support in Bolivia and elsewhere. The threat posed by Chavez extends beyond his borders. He stands credibly accused of aiding terrorists trying to subvert a democratic neighbor in Colombia . Senior Venezuelan military and intelligence officials have been named as supporters of narco-terrorist activities. Russian strategic bombers recently landed in Venezuela .

Joint Russian-Venezuelan naval exercises in the Caribbean have been announced. Russia has provided Chavez with over 100,000 AK-47 assault rifles with a factory to build more. Venezuela ‘s arms build-up — which reportedly includes Russian-supplied combat helicopters, advanced SU-30 fighter-bombers, and other weapons systems, is unjustified by any realistic external threat. ”

America ‘s continued dependence on imports of foreign oil from countries like Venezuela demonstrates the need to expand drilling for our own domestic sources of energy. Senator Obama opposes this critical step to lessen our dependence on imported oil from dictators like Hugo Chavez — at a time when Chavez is threatening to cut off oil exports to the U.S.”I have worked with America ‘s allies in order to strengthen our relationships in this crucial region, one to which so many American citizens have deep economic, family and cultural ties. And I have worked to isolate and weaken the forces that threaten freedom and prosperity in Latin America .

“In contrast, Senator Obama calls for meeting directly and unconditionally with the region’s worst tyrants. Though Senator Obama has never been to Latin America, rather than focus on strengthening America ‘s ties with friends and allies, he has pledged to sit down with dictators in Venezuela and Cuba in the first year of his presidency.

Such a course of action would undermine our democratic allies and embolden anti-American dictators. The United States , and our partners throughout Latin America , cannot afford Senator Obama’s brand of unilateralism that rewards Hugo Chavez and his dangerous despotism.”