En libre ejercicio de mi derecho a réplica como autoridad de COPEI Cabimas, destacó que el programa que está siendo emitido en TV local en Cabimas, no es sino una maniobra ejecutada por la organización Político-partidista Un Nuevo Tiempo, aclaró:

 

Si la gobernación del Zulia y las alcaldías se pierden el único responsable no es sino la organización UNT:

 

          Caso la Cañada, imposición del esposo de la Alcaldesa Atencio, es acaso un derecho dinástico la postulación de la alcaldía, al parecer no les importa en el bienestar común de la comunidad de la cañada sino el manejo de la cosa pública para inyectar recursos al partido.

          Caso Mara, es típico que UNT le dé la espalda a quienes no militan en su organización y prefieren dejarlos en manos de los oficialistas antes que compartir el poder, o es que olvidamos que ya una vez le cortaron todo apoyo al alcalde de Mara y lo dejaron al acecho del chavismo y luego se dan golpes de pecho como víctimas.

          Caso Cabimas, la retaliación adeca, el ciudadano alcalde prefiere negociar con el chavismo la entrega de la ciudad antes que concebir que un demócrata cristiano esta mejor posicionado que su candidato impuesto, si tienen dudas ya la esposa del alcalde se fue para los Estados Unidos y este señor negocio la ciudad con tal no lo pongan preso por corrupción y UNT se hace de la vista gorda ante tan monstruoso hecho, al parecer le importa más a UNT que  el peor y más corrupto alcalde de Venezuela este a salvo que las necesidades de Cabimas.

          Caso Saady Bijani, es harto conocido la existencia de un acuerdo de respaldo entre Rosales y Bijani, porque teníamos 4 años discutiendo si realmente cumplirían o no con su palabra, y quiero dejar claro que miembro del Comité ampliado de COPEI le indique a Saady no confiar en ese acuerdo pues esa palabra empeñada “no valía medio” y el tiempo me dio la razón.

          Caso Alenis Guerrero, hasta cuándo vamos a seguir con la mentira, en enero AD-UNT y COPEI nos sentamos a evaluar los potenciales candidatos y nosotros pusimos en la palestra a Mervin Méndez y Uds Alenis Guerrero y conste que con el informe de la procuraduría del estado Zulia y el del equipo jurídico de COPEI se descartaron ambas candidaturas y fueron uds quienes propusieron usar la imagen de Alenis para levantar un buen segundo lugar y nos declaramos en competencia por ese segundo lugar, lo que pasa es que les ganamos en sus narices ya nunca han querido reconocer ese hecho.

 

El caso Cabimas tiene muchas más implicaciones porque se nos ataca, amenaza y amedrenta, existen personas claramente identificadas y en puestos claves en la alcaldía y la alcaldía paralela perdón quise decir la secretaria de estado, que no hacen sino hostigar a las personas, mejor dicho se dedican a perseguir, hostigar, amenazar y hasta atacar con violencia a mujeres y familiares, por no citar a todos quienes han sido incluidos en la larga lista de encargos para sicariato, al punto que todo mundo sabe que lo que pase a cualquiera de nosotros uds son culpables.

 

Es público y notorio que la alcaldía paralela ha llegado a los niveles de quitar becas, sillas de rueda, ayudas para mejorar vivienda, bolsas alimenticias y se han atrevido incluso a publicar lista de personas susceptibles a ser despedidas y se ha desatado contra ellos hordas de las bandas armadas de AD.

 

En este momento violando toda norma y todo acuerdo mínimo establecido, estamos siendo atacados y vilipendiados a través de un medio de comunicación social en un momento donde no tenemos derecho a réplica, sobre esa base suelto todo lo que se y reto a que demuestren estoy mintiendo.

 

 F Gonzalez

1er vicepresidente COPEI Cabimas

Por PDC COPEI Cabimas

 

El día de ayer 29/09/2008 en una acción por demás sorprendente el alcalde Hernán Alemán paso de tímido intentos de ejercer presión contra los trabajadores que tanto reclaman se de cumplimiento al pacto unitario, al pleno ejercicio de las más bajas acciones que hombre alguno puede ejercer, que no es otra que despedir dos madres de familia, quienes no han hecho sino ejercer su derecho a expresar apoyo solidario a la formula unitaria de Cabimas.

 

El desespero del actual alcalde, al no poder imponer el candidato de su organización por encima de la unidad, no solo perjudica su gestión, sino que lanza un balde de excremento sobre la gestión que Manuel Rosales quien ha levantado la exitosa gestión zuliana bajo el signo de la inclusión y bajo la bandera de la amplitud.

 

El síndrome del sicariato laboral, se ha extendido a la oficina de la secretaria de estado donde se han despedido 4 guardianes por la misma causa, resulta extraño por demás que mucha gente que labora allí es gente del petróleo, quienes deben tener una mayor conciencia de este tipo de acción por haberla vivido en carne propia y sin embargo, se han arrimado al lado agresor.

 

Ya hace unos años que Marlene de Hernández de COPEI Zulia decía “los políticos no tenemos como agradecer a la gente del petróleo, por el sacrifico que han hecho, en este país se hace política aún gracias a ellos y no los hemos reconocido suficiente por eso”, palabras que han quedado para la posteridad ya que ahora la ultima reserva moral, el ciudadano que ejerce su rol político sin esperar nada sino la satisfacción de la labor bien hecha, se ha sumado a los mismo que se criticaba.

 

En el plano político la situación es más compleja, AD en Cabimas viene acostumbrada a ganar o arrebatar, sin embargo, la victoria de COPEI en el Táchira ha demostrado que no basta el empuje de la maquinaria, se necesita la base, al pueblo que ha padecido estos años sin un viso de representación adecuada de sus intereses, ahora cuando encuentra una solución viable, es cuando entonces se yergue un Hernan Alemán a castigar, humillar y hasta violar la ley con tal que su voluntad se haga aun por encima del clamor popular.

 

Las ciudadanas Edy Márquez y Dora Urbina, son las primera víctimas de este juego, antes una dirigente comunitaria copeyana Jenny Vargas había sido sometida a atropellos similares a manos de un primo del alcalde quien para colmo es copeyano y es quien dirige la disidencia que pretende doblegara COPEI a cambio de prebendas personales.

 

Esto no puede seguir pasando, el interés de Cabimas está por encima del interés particular del alcalde, su primo, AD o cualquier otra organización, el problema acá es que AD le está haciendo el juego a su compadre el candidato de podemos para entregarle la alcaldía, aun a sabiendas que este ultimo goza del rechazo, pero pretende de una u otra forma perpetrarse en el poder.

 

Cabimas exige justicia, como podemos criticar al régimen y mostrarnos como una opción válida sin en la primeras de cambio cuando los zapatos aprietan no hacemos sino demostrar que podemos ser tan criminales como cualquier agente del régimen oficialista que oprime al resto de Venezuela.